¿Qué es el Tantra?

Tantra es una corriente oriental de 5.000 años de antigüedad que surge en India, entre otros países, en una época de esplendor en la que confluyeron y se desarrollaron diversas religiones y corrientes espirituales.

 

¿De dónde surge el Tantra?

 

En concreto el Tantra surge de una tradición oral que se recogió en el libro Vigyan Bhairav Tantra, el cual contiene 112 métodos de meditación, de los cuales solo 6 de ellos tienen que ver con la sexualidad.

Aunque en occidente se conoce el Tantra sobre todo en relación a la sexualidad, se trata de un camino de crecimiento personal que integra todos los aspectos del ser humano.

Pocos de nosotros hemos tenido una iniciación a una sexualidad natural y espontánea donde nos hayan contado lo que necesitábamos saber o donde hayamos vivimos nuestros primeros encuentros sin sentirnos avergonzados o culpables.

De aquí nuestra búsqueda en todo lo concerniente al sexo, ya que solo intuimos su potencial.

Venimos de la energía sexual de nuestros padres, es nuestra energía básica. A medida que somos conscientes de ella, podemos usarla para crear más disfrute en nuestras vidas.

Otra necesidad importante en nuestros días es relacionarnos hombres y mujeres desde patrones más sanos y enriquecedores.

Esculturas de Khajuraho

Normalmente, debido a la vida tan ocupada que tenemos, la mayoría de nuestros encuentros son rápidos.

Hombres y mujeres anhelan tener relaciones con confianza e intimidad, que nos nutran. A veces las relaciones entre ambos se llenan de aristas, surgen necesidades contrapuestas en la forma de ser y de vivir aspectos tan importantes como la intimidad.

Somos complementarios más que diferentes. Entender esa complementariedad es fundamental para relacionarnos con amor e intimidad.

 

Aprende cómo funciona la energía sexual 

 

A través del Tantra puedes aprender como funciona la energía sexual en hombres y mujeres. Si puedes vivir esa complementariedad haciendo el amor, la podrás vivir en el resto de aspectos de tu vida.

Cuando aprendes a saborear la lentitud de los contactos y a dar tiempo a que el cuerpo se sensibilice, descubres el sentir del roce de la piel, a crear la confianza para miraros a los ojos relajándoos en los ojos del otro, a tocaros con presencia despertando la energía de ambos, permitiendo que toque el corazón para fundiros el uno con el otro y con el todo.

Después de esto un hombre y una mujer habrán dado espacio a sus partes más humanas: su vulnerabilidad, su fuerza, sus deseos y sus miedos.

Y justo en ese momento podrán mirarse el uno al otro sin tener nada que esconder o forzar, con la sencillez de poder mostrar lo que cada uno es en este momento. Esto es una tremenda relajación para ambos y un espacio de confianza que posibilita la intimidad.

La intimidad en la sexualidad más apasionada y en la más tierna.

Esta relajación entre ambos sólo es posible cuando honramos el momento presente: cuando le decimos sí a lo que esté sucediendo en tu cuerpo, sea tensión o comodidad, en tus emociones sean agradables o no.

Este sí a tu persona con lo que te pasa, este contemplaros el uno al otro, os lleva a otro momento:

A la integración de todos nuestros aspectos los mundanos y los más exquisitos.

La transformación de la que hablan todos los místicos, donde puedes celebrar el momento presente, suceda lo que suceda en él.

Esta es la gran aportación del tantra: una invitación a abrazar, integrar y celebrar cada momento tal cual es, simplemente acogiéndolo con consciencia.

“Todo es hermoso ,
si dentro de tu corazón hay consciencia”.

Osho

Tantra es la integración de los opuestos: tu luz y tu oscuridad, la tierra y el cielo, lo masculino y lo femenino que reside en ti.

Es una invitación a vivir cada uno de tus aspectos y abrir tu mirada amable a ellos, para que puedas conocerte y saborear todas las potencialidades que residen en ti, el ser completo y perfecto que eres, la divinidad que encarnas y de la que formas parte.

 

Disfruta del momento presente

 

 

Tantra no es técnica, es algo que ya sucede en este momento. Es la fragancia de la puesta de sol, es la caricia del amado, es tu mirada presente, es una celebración, la danza de la vida.

Estos talleres de tantra es un espacio de confianza, respeto y relajación. Para que puedas ir a tu ritmo y seguir tu propio proceso. Nada es forzado: apoyo a los participantes a escucharse y seguir sus propias necesidades.

Puedes venir solo o en pareja.

Haber tenido ya contacto con el Tantra o dejarte iniciar.

Eres bienvenido/a.

Si quieres estar al día de mis propuestas y de todo lo que voy descubriendo, únete a la comunidad.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X